Blogs

SOCIALISMO CIENTÍFICO — La clase obrera hoy.

” Afirmar la existencia de la clase obrera -y el crecimiento en extensión y profundidad de las relaciones capital / trabajo- no implica sostener que tenga, o «deba tener», conciencia de clase (o sea del carácter antagónico irreconciliable de sus intereses con respecto a los intereses del capital). La relación de explotación sólo da la posibilidad material de que se adquiera esa conciencia. No determina lineal ni mecánicamente su surgimiento. En la cuestión de la conciencia de clase, de la conciencia socialista, entran en juego experiencias políticas y de otro tipo que aquí no entraremos a considerar. Pero afirmamos que un componente en la toma de conciencia socialista es la explicación -«vanguardista»- de la existencia objetiva de la clase obrera, de la dinámica social que se deriva de las tendencias objetivas de la acumulación capitalista (mundialización de la clase obrera, extensión) y también de la fuerza material que esto entraña. La proletarización de técnicos, intelectuales y profesionales genera una fuerza productiva de potencialidades transformadoras como nunca antes tuvo en la historia una clase explotada. Si se medita un momento en las inmensas dificultades que enfrentaron los bolcheviques después de la revolución de 1917 para poner en marcha la economía, debido a la falta de personal calificado (que en su mayoría jamás se había considerado ni siquiera cerca de la clase obrera), se comprenderá la importancia del asunto. También desde el punto de vista político, de propaganda y de la lucha ideológica, de la toma de conciencia de la potencialidad transformadora, la cuestión de la determinación marxista del concepto de clase obrera es fundamental. Frente a los que dicen que la clase obrera no puede transformar el mundo porque no está capacitada, porque no tiene inteligencia, cultura ni habilidad para hacerlo, se puede demostrar palmariamente que las fuerzas del trabajo asalariado mueven, cada vez más, todas las palancas del aparato económico (incluyendo las de la salud, la educación, la investigación), y tienen por ende en su propio seno la potencialidad de transformarse como clase, de elevar en el futuro a todos sus miembros al plano del máximo desarrollo de las potencialidades humanas. “

Advertisements